Riego

REG4

A) POR QUÉ REGAR?

La simple razón por la que hay que regar los bonsais, es porque las plantas sin agua se mueren.

Las plantas que viven en el campo llegan con las raíces hasta el agua almacenada en la profundidad del suelo. Las plantas que viven en una maceta no encuentran más agua que la que hay en el test, por ello, todas las plantas que viven en maceta y por supuesto los bonsáis, precisan de un riego más o menos frecuente.

B) ¿CADA QUAN CAL REGAR?

La única regla que hay para regar es la siguiente:

Hay que regar sólo cuando le hace falta agua al bonsai. Si regamos continuamente un Bonsai, llega a ahogarse. Es como si nos hicieran beber sin tener sed. Cuando la superficie de la tierra de la maceta empieza a secarse, es cuando hay que volver a regar. Veremos que la tierra coge una tonalidad más pálida, pero el bonsái todavía no presenta ningún signo de marchitarse. También, tocando con los dedos la superficie, la encontraremos seca. Este es el momento ideal para volver a regar un bonsai. Como la planta se seca más en verano que en invierno, más si está al sol que a la sombra, se seca más si le da el viento, etc., no podemos saber con exactitud cada cuando el bonsái necesitará agua, porque no sabemos de antemano, el ambiente en el que su propietario colocó el bonsai.
No podemos por tanto, recomendar nunca “regueu-lo cada dia” o “regar el una vez a la semana”. El consejo adecuado es: “Aprender a regar sólo cada vez que el árbol lo necesite”, Que es cuando la tierra de la maceta empieza ligeramente a secarse por encima.

reg444

Un buen indicador sobre si hay necesidad de riego, es tocar la superficie de la tierra.

C) COM CAL REGAR?

Cuando vemos que la planta necesita agua hay que regar a fondo, lo que quiere decir “regar hasta que toda la tierra esté completamente empapada”. Para lograr esto, hay una regadera con una rosa de agujeros muy finos, para que el agua salga con suavidad.

Los bonsáis se riegan por encima una primera vez, porque la humedad abre los poros de la tierra. Al cabo de unos minutos se vuelven a regar a fondo, hasta que el agua salga por los agujeros de drenaje.

reg44

D) CON QUE AGUA HAY REGAR?

La mejor agua de riego es la de la lluvia o la fuente, es decir la que lleve poca cal disuelta y pocas sales. El agua corriente de las ciudades suele llevar cloro para desinfectarla, el cual es perjudicial para los árboles. El cloro se evapora si se deja reposar el agua en un recipiente abierto. En cambio la cal se queda en el agua y no se elimina. Si el agua no es muy caliza, puede utilizarse el agua de la red repuesta con toda confianza. Si regamos con un agua con cal, habrá trasplantar más a menudo los bonsáis. Y tendremos que procurar no mojar mucho las hojas con el riego, ya que se ensucian con la cal.

E) ¿QUÉ ES LA PULVERIZACIÓN?

Pulverizar es rociar las hojas de los bonsai con agua dispersada a presión en forma de una lluvia fina.

F) ¿HAY PULVERIZAR?

Los árboles que viven en el campo reciben a menudo el rocío de la mañana, lo que es una fuente de vitalidad importante para las plantas, que absorben esta agua a través de las hojas. En los valles agrestes de las montañas, las cantidades de agua recogidas por el rocío llegan a superar las de agua recibida por la lluvia, lo que nos da idea de la importancia que para estas plantas tiene el rocío. Los bonsáis que viven en las ciudades o ya no digamos los que pasan largas temporadas en el interior de las casas, no reciben casi nunca este rocío benefactor.

Los bonsáis que viven en las casas, no reciben tampoco el agua de lluvia y las hojas se van llenando de polvo. Es importante pues, para limpiar las hojas de polvo y para vitalizar los árboles que viven en ambientes secos, rociar de vez en cuando las hojas.

G) CUANDO HAY PULVERIZAR?

Si lo que queremos es sólo limpiar las hojas, con un golpe en la semana que se pulverice generalmente es suficiente. Si lo que pretendemos es animar un bonsái fatigado, hay pulverizar las hojas cada día.

La mejor hora para la pulverización es a la caída del sol. Hay que evitar rociar los bonsáis a pleno sol, al mediodía, por los efectos nocivos que pueden producirse.

H) COMO HAY PULVERIZAR?

Hay que rociar las plantas con un pulverizador o con una manguera que tenga una rosa que permita lanzar el agua como una lluvia muy fina. Hay que rociar de arriba abajo y de abajo a arriba, para que llegue el agua a todas las hojas del árbol.

I) CON QUE AGUA HAY PULVERIZAR?

El agua de lluvia y la de rocío son aguas limpias, que no llevan cal disuelta ni tampoco otras sales. Cuanto más pura sea el agua con la que rociamos, mejor será. La mejor agua para rociar será pues la de lluvia o la de diez que lleve pocas sales disueltas. Si rociamos con agua que lleva mucha cal, en vez de revitalizar las plantas, lo que haremos será tapar con cal los poros y quedarán manchas blancas encima de las hojas. Las plantas que tienen hojas duras y brillantes serán las que se mancharán más (Ficus, Olivos, Naranjos). Para este tipo de bonsáis si no se dispone de un agua mejor, será conveniente remojar sólo una vez a la semana las hojas para quitarles el polvo.

Artículo extraído de Mistral Bonsai.